Claudia Avila Vargas

Bogotá,Colombia

http://avilcla.cv.fm/es/

 

Cuantos van:

 

 

 

 

QR code services, tools and utilities by www.qr4.nl

Una reflexiòn

SOLO UNA REFLEXIÓN

 

Cuando era pequeña nunca imagine la profesión que tengo ahora, tampoco entendía porque mamá tenía que llegar en ocasiones con sus manos casi transparentes y rojas de lavar las ropa de otras personas en casas ajenas, no comprendía, porque se esforzaba tanto por conseguir dinero y llevarlo a casa, no comprendía porque mis profesores se involucraban en mis problemas personales o familiares sin pedirme permiso, Porque trataban por todos los medio de ver una sonrisa en mi rostro si yo no quería; no comprendía como mi Madre aunque sin haber estudiado se esforzaba tanto por ayudarme a elaborar alguna tarea así ella no supiera que estaba haciendo. Y les cuento todo esto, por son estas personas mi madre y algunos de mis maestros, los ángeles que han estado al lado de mi vida enseñándome que eso de la “vida” es más que levantarse temprano, e ir a trabajar; vivir es dar de nosotros cada día y saborearlo con las deliciosas cosas que el Dios y la virgen nos ofrecen para ser felices. Cuando pequeña pensaba que Dios solo era una palabra y oración que tenía que repetir, los años me han enseñado que el señor es el que me mantiene vivo, con las ganas de seguir, es mi centro de mi razón de vivir, ahora comprendo porque mi Madre insistía tanto aunque llegara cansada de hacer oficios que le agradeciera a Dios por lo poco O mucho que teníamos.

Hoy les escribo esto para recordarles que en nuestros hogares existen héroes, ángeles, maestros, que día a día, nos enseñan con sus palabras, ejemplo y caricias, el verdadero sentido del ser maestros. Hoy les digo a cada uno de ustedes, Gracias Maestros, los que me recuerdan y los que no, por permitir que esta persona se forjara, con sus manos, se forjara con sus palabra s y enseñanzas, por no cansarse, es estar siempre allí, así yo los rechazara con palabras o malos gestos. Sé que no fui una estudiante fácil (sobre todo en 7 Y 8), pero las circunstancias de mi entorno así me lo pedían, gracias Colegio Distrital Simón Bolivar por la felicidad que vivir en este claustro y Gracias Madre por enseñarme a que las cosas se hacen con esfuerzo, que siempre debo dar el 200% de lo que me piden, a estar con mi hijo así me sienta cansada, a nunca rendirme aunque las cosas parezcan difíciles…Gracias por que también Tu eres MI MAESTRA.

 

FELIZ DÍA

 

Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    andres ortegon (sábado, 27 agosto 2011 21:31)

    Claudia de verdad en el poco tiempo que e estado en la universidad tu as sido la inspiración de muchos compañeros incluido yo, ya que estoy en tercer semestre, feliz de los que estudio aunque no me desempeño por el momento e el campo, solo quería decirte que estoy orgulloso de escoger esta hermosa profesión en tan interesante claustro universitario como lo es el minuto de Dios, Dios te bendiga y mi esposa te manda muchas saludes....